Redondela cuenta con un variado y amplio repertorio de lugares que visitar y experimentar. Su localización al lado del mar permite gozar de playas, de la vida marinera, de la historia de las Islas de San Simón o del relax de una puesta de sol. Al mismo tiempo, puedes visitar el Parque arqueológico del Monte Penide, con túmulos megalíticos, petroglifos y un castro, pasear por la Senda del Agua, visitar la cascada y molinos de la Feixa o gozar del rico patrimonio eclesiástico de sus parroquias.

Redondela tiene recursos museográficos como el Meirande, centro de interpretación de la Batalla de Rande de 1702 y la actividad conservera del s. XX. Cuenta con importantes áreas de gran interés medioambiental como la Ensenada de San Simón incluída en la red Natura2000 y que cuenta con un rico patrimonio natural. a lo largo del año se puede disfrutar de fiestas centenarias como la Fiesta de la Coca y su danza de las espadas, la Feesta de los Maios (1º de Mayo), el Carnaval o escuchar el canto de Reyes en sus parroquias.
Los amantes de la buena comida podrán disfrutar de la Fiesta del Choco (1º domingo de Mayo), de la Fiesta de la Manzana (1º domingo de Ocutubre) o la Fiesta del Vino de Casa (1º fin de semana de Julio). Los mas pequeños podrán disgrutar del festival internacional de títeres, que llena el pueblo de muñecos durante la última semana de Mayo.

Redondela es, también, un punto idóneo para conocer las Rías Baixas. Se encuentra entre las ciudades de Vigo y Pontevedra y cuenta con comunicaciones en tren y autobús frecuentes. Se pueden hacer visitas de un día a estos lugares sin perder la tranquilidad de pernoctar en un pueblo amigable.

En definitiva, Redondela es un lugar en el que pasar unas buenas vacaciones en familia o entre amistades con multitud de posibilidades de cultura, fiesta, ocio y tranquilidad.